noviembre 06, 2012

Elecciones 2013: ¿Quién da más?

noviembre 06, 2012
Héctor Yépez Martínez califica como demagógico el debate electoral sobre el aumento del bono de desarrollo humano entre los candidatos Rafael Correa, Guillermo Lasso y Lucio Gutiérrez.

Caricatura de elnorte.ec

Por Héctor Yépez Martínez.


Estamos a punto de arrancar la campaña electoral y, sorprendentemente, el gran debate de algunos candidatos se ha centrado no en la defensa de los derechos humanos, no en el desarrollo de la economía, no en el rescate de la institucionalidad, sino en el incremento arbitrario del bono de desarrollo humano.

Aclaro: yo estoy a favor de que se suba el bono. Creo que es una política pública necesaria desde el punto de vista ético y social, para asegurar un mínimo a quienes no pueden conseguir trabajo. Sí, la solución real es que los pobres consigan empleo, pero mientras tanto el bono es una ayuda justa, siempre que su implementación está dirigida a ser eso, un paliativo temporal, y no un mecanismo de perpetuación de la pobreza.

¿Entonces cuál es mi crítica?

Comienzo por quienes propusieron subir inicialmente el bono a $50, Lucio Gutiérrez y Guillermo Lasso: ninguno de ellos ha explicado al país por qué esa cifra es la adecuada para cumplir la finalidad social y económica del bono, ni de qué forma esa suma ayuda a que el bono no se convierta en un impedimento para la búsqueda de empleo, o sea mal utilizada por sus beneficiarios. La explicación de Guillermo Lasso —que fija el bono en $50 porque eso alcanzaría utilizando los fondos actualmente destinados a publicidad oficial— no es satisfactoria, porque se enfoca solo en la fuente de financiamiento del bono sin decir una palabra sobre su funcionamiento como política social. Lucio Gutiérrez ni siquiera se dignó explicar cómo lo financiará. En fin, la fijación del bono en $50 es tan arbitraria como la actual de $35, número que parece no tener otra razón de ser que coincidir con la lista 35 de Alianza PAIS.

Pero la respuesta del Presidente Rafael Correa ha sido aún peor y más demagógica, al pretender financiar el bono a $50 con los recursos de la banca privada, bajo el argumento de que la propuesta de Lasso (aunque primero la lanzó Gutiérrez) revelaría un consenso de los banqueros en torno a subir bono. Mis comentarios:

1. Es falso que la propuesta de un candidato particular, aunque sea banquero, revele un consenso de sus competidores en el sector financiero.

2. Es inaudito que un Presidente utilice su cargo público para enviar un proyecto de ley urgente como simple represalia a su contrincante electoral: eso demuestra que Correa utiliza el Estado de todos —correístas y opositores— para hacer campaña a su favor.

3. La apresurada venganza de Correa revela una arbitrariedad aún peor que la de Lasso y Gutiérrez: es imposible que en tan poco tiempo exista un estudio serio sobre el financiamiento del bono. Y poner la suma en $50 solo porque lo sugirieron otros candidatos es aún más caprichoso que las propuestas originales.

4. El proyecto de ley es una burla, porque es imposible financiar un egreso permanente como el bono con un ingreso variable como los impuestos a un sector determinado, y porque el proyecto ni siquiera se limita exclusivamente al bono, ya que eso implicaría fijar una preasignación presupuestaria prohibida por la Constitución, como se reconoce en los mismos antecedentes del texto enviado por Correa a la Asamblea.

Alberto Acosta dijo, en cambio, que el bono debe ser transformado en un bono “productivo” para favorecer la compra de bienes locales y comunitarios. Y Mauricio Rodas dijo que el monto no debe ser uniforme, sino que debe fijarse en función del tamaño de las familias beneficiaras y estar atado a la ejecución de programas de educación, salud, productividad y ahorro familiar. Lucio, por su parte, sigue en la “puja”, habiendo ofrecido un bono de $65 y $80 luego de la réplica de Correa.

¿El resumen? Por lo menos dos candidatos, acertados o no, tuvieron la decencia de referirse al tema de fondo. El resto parece creer que la Presidencia de la República es algo así como una subasta, a la que accede quien más ofrece. Y es una pena que estos últimos sean los tres candidatos que van arriba en las encuestas.


Imagen de finanzzas.com


13 comentarios:

NINO A. CEDENO dijo...

Demagogos, esa ha sido siempre la forma de llegar al poder, ofreciendo el oro y el moro. Ofrezcan nomas, nuevos sobresueldos, 15, 16, 17, ...n avos, rebajar el IVA al 10%, las horas laborables semanales de 40 a 32, con eso aunque no se cumpla se hace feliz al pueblo de momento, aunque a la larga pagaremos todos las consecuencias de tanta irresponsabilidad. Seguimos comiendo de cantos de sirenas.

Isabel dijo...

Te felicito por la nueva presentación del blog, te sugiero que aclares el fondo gris porque me cuesta leer, o la letra es muy pequeña.
Sobre lo que Correa usó como argumento para subir él mismo el bono, fue decir que él lo había querido hacer antes, pero se abstuvo para que no lo llamen populista, pero ya que había consenso... y en eso se refiere no a los banqueros sino a los candidatos presidenciales que propusieron elevarlo. Eso es al menos lo que vi en aquella sabatina.

Isabel dijo...

Como bien dices, finalmente tomar los recursos para financiar el alza del bono a partir de rebajar las utilidades de la banca, es sin duda una venganza, incluso irresponsable y abusivo. Pero hay un detalle, Correa hasta ahora hace y deshace como le viene en gana, superando a Bucaram y a León, sin que haya fuerza que se le oponga. ¿Por qué será?

Anónimo dijo...

Originalmente, el BDH ( antes bono solidario ) buscaba compensar la parcial disminución en los subsidios al gas y la electricidad.

Entonces, el origen del BDH es el reemplazo de un subsidio parcialmente eliminado. Y no constituye un sueldo o una remuneración, como algunos creen.

Así, como subsidio, el BDH no intenta resolver todas las deficiencias financieras de los pobres, sino que "su objetivo es contribuir al fortalecimiento del capital humano, físico y social de las personas, familias y comunidades en condiciones de extrema pobreza en el Ecuador".

Ahí está la clave para empezar a analizar el por qué de su monto: el BDH es solo una "contribución" estatal para paliar la pobreza. De manera alguna es una solución definitiva de la pobreza, y no fue concebido para eso, ni antes ni ahora, ni en ningún país.

Es necesario tener en cuenta siempre el carácter "insuficiente" del BDH, respecto de una visión pretendídamente ideal o perfecta de combate a la pobreza, que descalifica el BDH por no lograr erradicarla del todo. Ese enfoque es un error.

El principal criterio para fijar el monto del BDH es que el Estado esté en capacidad de aforarlo. Las necesidades de los pobres pueden ser mayores a $35, $50 u $80 mensuales, sin embargo el Estado solo entregará lo que puede financiar. Recordemos, el BDH es solo una ayuda, no una solución final.

Ahora bien, en cuanto a la posibilidad de financiar el BDH con impuestos, un ingreso variable del Estado, no hay problema alguno, pues de ser necesario el monto del bono también puede variar, hacia arriba o hacia abajo, según las circunstancias financieras del país.

Precisamente, ya antes el BDH bajó de $15,10 a $11,50 ( madres solteras ) y de $7.60 a $7.oo ( ancianos y discapacitados ).

El BDH no es un sueldo o remuneración, y de manera alguna constituye legalmente un "derecho adquirido" de los pobres. Por eso el BDH puede subir o bajar, ampliarse o reducirse, como inversión social que es. Así, algunas personas pueden pasar a ser beneficiarias del bono, y otras perderlo, cuando la causa para recibirlo desaparece ( p.ej. una discapacidad del 40% resuelta ).

En cuanto a su propuesta de convertir al BDH en un bono productivo, el Sr. Alberto Acosta debería informarse antes de opinar, pues actualmente el BDH ya tiene ese carácter.

Primero, el BDH es un "subsidio condicionado", por el cual las madres cabezas de hogar beneficiarias del bono deben escolarizar a sus hijos desde los cinco años de edad y llevarlos a atender periódicamente por un pediatra del sistema de Salud Pública.

Segundo, el BDH puede ser la garantía para un crédito de 460 dólares, que se descuenta de la asignación mensual, y que puede asociarse entre varias beneficiarías para negocios en común.

Tercero, el BDH es una compensación a las familias pobres, por el dinero que los hijos dejan de ganar cuando no trabajan ( y en su lugar asisten a la escuela ).

En cuanto a la propuesta puntillosa del Sr. Mauricio Rodas, parece olvidar que el BDH ya tiene destinatarios puntuales: 1). madres cabezas de hogar; 2). ancianos que no tienen ninguna forma de seguridad o soporte social; y 3). los discapacitados.

Fuera de estos beneficiarios no hay bono.

Héctor Yépez Martínez dijo...

¿Y por qué no es $51 o $48? ¿Por qué actualmente no está en $33 o $36, sino en $35? Un dígito de diferencia es una cantidad enorme de recursos para el Estado. Sí, el bono tiene un historial exclusivamente asistencial. Eso no justifica rehuir una discusión seria sobre su estructura y cuantía.

Anónimo dijo...

Ya ha quedado claro que el Estado financiará el BDH a través de la eliminación de los subsidios tributarios que la banca ha tenido estos años ( hemos estado manteniendo a los bancos !! ).

Haciendo una ponderación de todas las inversiones sociales, el gobierno ha determinado que, al momento, lo que se puede entregar por bono es $50, considerando lo que se obtendrá con la reforma tributaria. Tal vez ese monto suba o baje en el futuro, dependiendo de las finanzas nacionales ( ya antes bajó y volvió a subir ).

En cuanto a su "estructura", si lo que se quiere dar a entender con eso son sus objetivos, estos también son claros actualmente: asistir a los hijos menores de madres solteras ( educación y salud ), a los ancianos sin patrimonio, y a los discapacitados.

Todas esta son situaciones revisables, lo que puede acarrear la eliminación del bono para determinadas personas.

Ciertamente, el BDH podría ser de $51 o de $48. Sin embargo algún valor debe finalmente decidirse, ¿ verdad ?

No le busquemos cinco patas al gato. Si el presidente Correa ha decidido que sea %50, es porque el sabe que esa es una cantidad actualmente manejable por el Estado.

Precisamente, si fuera pura demagogia del presidente, solo le hubiera bastado ofrecer un bono de $100 para cerrarle la boca a los demás candidatos que ofrecen $65 u $80. Y si no lo ha hecho, es porque $50 dólares es técnicamente lo adecuado.

Anónimo dijo...

algo más sobre el BDH...

En el años 2008, diez años después de la creación del BDH ( bono solidario ), se implementaron los controles sobre la salud y educación de los menores.

Es decir, recién en el gobierno del presidente Correa el BDH dejó de ser una limosna, para convertirse en un "programa de transferencia condicionada", orientado a la inversión en el capital humano,sobre todo los sectores desprotegidos ( menores, ancianos y discapacitados ).

Anónimo dijo...

El señor Lasso después de calificarlo al bono como una dádiva, se quiso pasar de listo en campaña prometiendo aumentarlo a $50 supuestamente con el dinero que el gobierno gasta en propaganda y aquí hay una tremenda ambigüedad, pues nadie más que él ha gastado millones promocionando su figura, promocionando al banco y al movimiento CREO, o sea él si puede ocupar todas las pantallas y radios gastando tanto dinero que debería utilizarlo en pagar mejor a sus empleados. Por otro lado y esto es más grave, él ya ocupo puesto público y su accionar político, sus decisiones políticas fueron nefastas para el país, de tal forma que esto del bono y lo de Tituaña, es tan sólo una avivada de sus asesores que saben el contingente electoral que aquí se maneja, más no una decisión natural, mejor dicho él quiere ser presidente, pero no sabe ni donde está parado, son los asesores que se manejan en base a encuestas y demagogias, pero la embarraron y ahora son los accionistas de los bancos los que van a pagar los platos rotos.

Anónimo dijo...

Creo que la gente que vemos los cambios que se han desarrollado en los ultimos años dentro de nuestro pais podemos decir que este gobierno ha sido un cambio de 360 grados de los anteriores gobiernos, no podemos negarnos a los grandes cambios institucionales que ha pasado el pais en los ultimos tiempos, despues de tantos años de vivir condenados con deudas gigantescas que poco a poco termimaban con el presupuesto del estado para educacion, salud, carreteras, escuelas, hospitales etc no podemos quedos ciergos ante tanta tirania que existio en el pasado, hoy puedo decir que estamos por el buen camino, estamos saliendo del subdesarrollo, por fin tenemos autoestima como Ecuatorianos, creo que lo mas importante que este gobierno ha hecho es devolvernos la esperanza y cada día sentirnos mas orgullosos de nuestra tierra de nuestra gente.
En cuanto al alza del bono me parece una excelente idea de tomar las ganancias de la banca y ditribuirla en la poblacion mas pobre, ya basta de pensar que los banqueros son los afectados, ellos han recibido millonarias cantidades de ganancias a cuestas de toda la gente pobre que obtiene su credito y cada dia se esfuerza por pagarlo, entonces no se debe tener ningun miedo de la banca, ellos de igual manera tienen mucha ganancia sino?? porque no se ha no de han ido??? si un negocio no es rentable no creo que vayan a seguir en el pais...Además ellos fueron los grandes causantes del feriado bancario del 2000 en donde murio mucha gente que quedo en la calle sin que comer porque su dinero fue arrebatado por estos banqueros que ahora tratan de regresar al poder... Por eso mi apoyo incondicional a este gobierno, se que en un par de años se verá el cambio en el pais cuando contemos con grandes hidrolectricas, educacion de primel nivel con especialistas preparados en el extrangero, empezando a desarrollar nuestros propios productos y no esperar a ser un pais consumista.... De verdad creo en este cambio junto a nuestro presidente....

Anónimo dijo...

Yo solo puedo decir que Correa se financia con dinero que es del Estado, duela a quien le duela reconocerlo...Guillermo Lasso financia su corta campaña y otros candidatos de igual manera con su propio dinero, ahí esta la diferencia.

Nadie ha dicho que van a quitar el bono, pero reconozcamos que el Sr. Presidente si es competitivo y si hace o dice cosas sin analizar de alguna otra manera las consecuencias, señores se toma atribuciones que no le corresponden.

Que no pueden gastar cierto presupuesto que ha impuesto pero el si puede utilizar los medios incautados como le da la gana y nadie le puede decir nada, el Ecuador no es un circo...Es un País pequeño en extensión pero rico en las personas que lo conformamos...Analicemos un poco la situación de otros países con esto de la Revolución han devastado a países enteros.
Y si los bancos no nos otorgaran créditos de que parte sacaríamos para emprender negocios y guardar nuestros ahorros, no creo que lo guardemos debajo del colchón o que Correa nos va a otorgar de su dinero prestamos, y claro que tienen que respaldarse con intereses obviamente regulando dichas tasas.
De que vamos a vivir si el Estado no solo saca dinero de Petroecuador sino que también de la empresa privada, cuando el barco se hunda ahí veremos quien tenía razón.

Anónimo dijo...

no sabemos de dónde el Sr. Lasso obtiene el dinero para su campaña personal, parapetada tras el "banco del barrio", que es un producto del Banco de Guayaquil.

Veamos las posibilidades y sus consecuencias...

Si el dinero proviene de "aportes voluntarios", por fuera del banco, significa que el Sr. Lasso está adquiriendo deudas y consecuentemente compromisos, que en algún momento le pasarán la factura.

Es decir, en este supuesto, el Sr. Lasso, como político, no contaría con la autonomía necesaria para garantizar que gobernará para el país, y no para sus financistas.

Ya en el pasado hemos visto como los gobiernos han "pagado" los favores entregando a las mafias económicas los mejores negocios del Estado ( petroleo, energía, carreteras ) a través de las famosas concesiones ( a-la-Nebot ).

Pero existe la posibilidad que el Sr. Lasso no haya recibido la ayuda de sus "amigos".

Entonces, el dinero puede haber salido de las arcas del propio banco, lo cual es grave. A lo menos antiético. Veamos

Un banco es un negocio, una compañía anónima con accionistas. Su objeto social ( es decir, de la sociedad anónima ) es captar dinero y colocarlo en el mercado. En medio han de quedar las utilidades que se reparten al final del ejercicio, a los accionistas, que son los aportantes de dinero al banco. Y también está el dinero de los ciudadanos, captado por el banco a través de los depósitos.

Tanto el dinero de los accionistas como de los depositantes, debe ser manejado por el banco dentro del estricto marco legal que le corresponde. Y ese marco legal no incluye que el dinero del banco ( accionistas y depositantes ) sea usado para promocionar la imagen de una persona en particular.

Se comprende que parte de los recursos financieros del banco se usen para publicidad, que posicione al banco precisamente en el mercado del dinero. Hasta ahí nada malo.

Pero, ¿ por qué Guillermo Lasso ha aparecido como 3 años en la publicidad del banco de Guayaquil ?; ¿ qué necesidad había de que la sociedad ecuatoriana lo conociera ?

El banco del barrio podía haber sido promocionado como cualquier otro producto del Banco de Guayaquil, sin la figura de Lasso arrimada. De hecho, tal cono los otros bancos promocionan sus productos, sin mostrar a sus presidentes ejecutivos.

El usos del dinero del banco de Guayaquil ( accionistas y depositantes ) para promocionar la inmagen de Guillero Lasso es, al menos, antiético.

Anónimo dijo...

Me pregunto ¿Porqué el señor presidente Rafael Correa aumenta el Bono de Desarrollo Humano en enero del 2013 cuando se esta a un mes de las elecciones para el nuevo Presidente de la Republica? ¿Porqué aumenta este bono cuando salio la propuesta de Guillermo Lasso de financiar este bono o aumentarlo.?.Tambien no me parece correcto el horario de trabajo de aquellas personas que conforman las instituciones educativas con la nueva ley q fue aprobada de trabar 8 horas diarias.,.,ya q apate de eso ..estas personas realizan por la noche lo q van a enseñar a sus alumnos al siguiente dia.... Con respecto a los estudiantes.,.pues dijo que los jovenes y niños no nacemos aprendiendo-.

Anónimo dijo...

Como todo el mundo, aqui en españa los profesores trabajan de 9 a 4 osea 8 horas, 40 horas semanales, no me explico el porq no pueden trabajar en ecuador igual que en el resto del mundo, que precisamente no dan clases las 8horas, creo q tienen tiempo para organizarse y prepararse para dar sus clases, que no son pasatiempos sino profesores, educadores con lo cual para serlo hay q dedicar tiempo a formarse para formar.

Publicar un comentario en la entrada

 
◄Design by Pocket Distributed by Deluxe Templates